¡Un brindis!

Dice el Salmo 128 (128 en la septuaginta):
**”Dichoso el que teme al Señor y sigue sus caminos. Comerás del trabajo de tus manos, serás afortunado y feliz.

Tu mujer será como una vid fecunda dentro de tu casa; tus hijos, como brotes de olivo en torno a tu mesa.

Así­ será bendecido el hombre que teme al Señor: Que el Señor te bendiga desde Sión, que veas la prosperidad de Jerusalén todos los dí­as de tu vida.

Que el Señor te bendiga desde Sión. Que veas a los hijos de tus hijos. áPaz a Israel!”**

Por otro lado, dice Jesús mismo:
**”Desde el principio Dios los creó hombre y mujer. Por eso dejará el hombre a su padre y a su madre, se unirá a su mujer y serán los dos una sola carne. De modo que ya no son dos, sino una sola carne. Por eso, lo que Dios unió, que no lo separe el hombreí»**.

Por eso: áMIL FELICIDADES A VERITO!

Se que tu y Alex serán muy, pero muy felices, aun con lo no-tan-fácil que es el matrimonio.

áMil felicidades, Señora de Ramos!

áEspero que Cancún esté así­ de chidototote como se lo imaginaron!

😀

PD: Así­ mismo… mil disculpas… 🙁

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *